La Comarca Indigena Naso Tjër Di y la lucha contra el Cambio Climático

diciembre 13, 2018

Kate Dooley, investigadora de la Universidad de Melbourne, ha encontrado que las tierras indígenas y comunitarias en 64 países almacenan 293 gigatoneladas de carbono (1 gigatonelada = 1,000 millones), pero en los trópicos, al menos un tercio de los bosques y el carbono que poseen están en riesgo debido a la precariedad de los derechos sobre la tierra.

Legalizar la propiedad de la tierra de los pueblos indígenas necesita atención urgente. Un ejemplo emblemático es el de Indonesia, en donde de los 9,6 millones de hectáreas de los territorios de los pueblos indígenas cartografiados, se encontró que 1,9 millones estaban en regla, pero el gobierno solo ha reconocido formalmente 25,000 hectáreas.

La creación de la Comarca Naso Tjer Di, en Panamá, forma parte de la lucha global para otorgarle a los pueblos indígenas el pleno control de sus territorios, como parte de la lucha contra el Cambio Climático.

Definiciones.

En Panamá el concepto “Comarca” tiene dos connotaciones: a) la oficial que la define como territorios geográficamente alejados del centro de poder político, que ofrece la concesión flexible del usufructo de la tierra a los indígenas residentes en ella sin afectar los derechos soberanos del Estado; y b) la que otorgan los pueblos indígenas: “la adjudicación de la tierra, por un lado, por la relación ancestral Madre Tierra Naturaleza …; y por otro, como garante de no enajenación por terceros. Lucha por el reconocimiento de su estructura política administrativa tradicional, de su autonomía, de su identidad y de sus valores históricos culturales, como parte del sistema nacional” (Ver BID-C EPAL, Los pueblos indígenas de Panamá: Diagnóstico sociodemográfico a partir del censo del 2000 Naciones Unidas, Santiago de Chile, junio del 2005).

El concepto de “Pueblos Indígenas” es utilizado en Panamá principalmente por sus dirigentes, aunque legislaciones recientes lo han incorporado. El Banco Mundial no explicita “pueblos indígenas”, pero utiliza denominaciones (minorías étnicas indígenas, grupos tribales, tribus registradas, poblaciones indígenas) que entiende como grupos sociales con identidad social y cultural distinta a la de la sociedad dominante, por lo que se encuentran en situación de vulnerabilidad y desventaja en el proceso de desarrollo (Alvarado, Eligio, Perfil de los pueblos de Panamá. Banco Mundial, Unidad Regional de Asistencia Técnica-RUTA y Ministerio de Gobierno y Justicia. Panamá, 2001).

Antecedentes de la Comarca Naso Tjer Di.

El Rey Naso Don Tito Santana explica el origen del término Tjer Di “… (la) gente de afuera… no podían pronunciar Tjer Di, entonces, escribieron “Teribe”. El nombre verdadero de ese pueblo es Tjer Di, o sea, Tjer es la abuela, Di es el río, donde vivimos, donde viven los nasos”. (En: Asamblea Legislativa de Panamá, Acta de la sesión ordinaria de la Asamblea Legislativa correspondiente a los días 21, 22 y 24 de junio de 2004).

El Pueblo Naso, con el Rey Tito Santana al frente, intentó durante varios años en forma infructuosa que la Asamblea Nacional aprobara la Ley para crear la Comarca. 

En 2005 se inició en la Comisión de Asuntos Indígenas de la Asamblea el primer debate sobre el anteproyecto de Ley No. 19 de constitución de la Comarca Naso Tjër Di siendo aprobada por esta instancia el 21 de abril del año 2005 (Ver: Asamblea Legislativa de Panamá, Secretaría General, Trámite Legislativo 2004-2005, Proyecto N° 019, Título: Por el cual se crea la Comarca Naso Tjer Di. Fecha de Presentación: 6 De septiembre de 2004). Siguiendo con los procedimientos propios el Presidente de dicha Comisión presento el informe al pleno de la Asamblea para formalizar su inserción dentro de la agenda legislativa de la Asamblea Nacional.

Finalmente, Asamblea Nacional de Panamá aprobó en tercer debate el jueves 25 de octubre de 2018 (14 años después), el proyecto de Ley Nº 656, que crea la nueva comarca Naso Tjer Di. La ley está pendiente del refrendo.

Puedes descargar el texto de la Ley Nº 656 en el siguiente enlace: http://www.asamblea.gob.pa/proyley/2018_P_656.pdf 

Propiedad de la Tierra.
Las tierras ubicadas dentro del territorio Naso Tjer Di son propiedad colectiva del pueblo naso tjer di, que las administrará, poseerá sus derechos de manera perpetua y usufructuará, con el fin de lograr su bienestar económico, social, cultural y político de acuerdo con lo establecido en el artículo 127 de la Constitución Política de la República de Panamá (Art. 5).

Los títulos de propiedad y los derechos posesorios registrados ante la Autoridad Nacional de Administración de Tierras (antigua Reforma Agraria), adquiridos previo a la vigencia de esta Ley, deberán ser reconocidos y respetados por las autoridades tradicionales y nacionales (Art.6).

Los modos de uso, usufructo, transmisión, posesión, tenencia y distribución de las tierras entre los miembros del pueblo naso se realizarán de acuerdo con sus costumbres y tradiciones y se reglamentará en la Carta Orgánica (Art. 7).

La Conservación de los Recursos Naturales.
En la Exposición de Motivos adicional a los argumentos asociados a la importancia de reconocer el derecho que tiene el grupo Naso a su territorio tradicional, también se menciona la contribución que el sistema de producción del pueblo Naso hace a la conservación del medio ambiente y las garantías al mantenimiento de las áreas protegidas.

El Capítulo VI Protección, Manejo, Administración, Uso y Aprovechamiento de los Recursos Naturales Artículo, en su artículo 23 establece que
“La explotación de los recursos naturales de la comarca Naso Tjer Di no podrá llevarse a cabo si pone en peligro la cultura, la biodiversidad, la supervivencia y la paz social del pueblo naso, que deberá coordinar con el Ministerio de Ambiente para la protección y conservación del ambiente”.

El Artículo 24, por otra parte, establece que “Las áreas protegidas que forman parte del territorio comarcal y que históricamente han sido habitadas por los antepasados nasos serán protegidas y conservadas mediante un sistema de comanejos y las leyes ambientales vigentes”.

Gobierno y administración.

La estructura de gobierno se compone de 3 instancias:

a) El Artículo 7 de la Ley indica que “El Estado reconoce el régimen de gobierno y administración tradicional de la Comarca Naso, conformado por el Consejo General Naso, el cual contara como máxima autoridad al Rey Naso y su suplente”.

b) Artículo 9. El Consejo General Naso es un organismo de consenso, consulta, coordinación y administración de la comarca. Estará integrado por el Rey l\aso y delegados electos por cada comunidad y contará con una Junta Directiva.

c) Artículo 10. La Asamblea del pueblo Naso es un organismo de expresión y decisión de la comarca y la conforman todos los miembros del pueblo Naso.

Localización de la Comarca Naso Tjer Di









 

 

 


Proyecto de bonos de carbono de Panamá en fase final

mayo 16, 2019

Ing. Jesus Castañeda. iroapronad@gmail.com

El Proyecto “Conservación de Bosques de Panamá – Reducción de las Emisiones de GEI de Deforestación y Degradación de Bosques”, se encuentra en la fase final de Validación y Verificación por parte de la empresa española AENOR. Esta fase, con una duración estimada de 3 meses, dará paso a la comercialización de los bonos; al menos una gran corporación ha expresado su interés en establecer un acuerdo comercial con APPROCARBONO. El proyecto se puede consultar en la siguiente dirección https://www.vcsprojectdatabase.org/#/pipeline_details/PL1881 (version en ingles de acuerdo a los cánones internacionales).

Este proyecto tiene características muy especiales:

  • Es un proyecto promovido, realizado y financiado en su totalidad por propietarios privados de tierras forestales. El hecho de que los propietarios hayan financiado todas las inversiones del Proyecto es una señal de su compromiso de participar en la implementación y el monitoreo del Proyecto.
  • La participación de los propietarios se realiza de forma organizada a través de APPROCARBONO, que es una asociación debidamente inscrita en el Registro Público de Panamá, autorizada para formalizar contratos, acuerdos y acuerdos con entidades privadas y públicas, nacionales e internacionales.
  • La mayoría de las propiedades se localizan dentro o en las zonas de amortiguamiento de las Áreas Protegidas, por lo tanto, contribuye a la conservación de recursos naturales de valor estratégico.

El proyecto se ubica en la categoría de “Deforestación y degradación evitada” (AUDD) y utiliza un enfoque programático (proyecto nacional agrupado). La primera etapa incluye 12 distritos: Tonosí (Provincia de Los Santos), Mariato (provincia de Veraguas), distrito especial Omar Torrijos Herrera, Donoso y Santa Isabel (provincia de Colón), La Pintada (provincia de Coclé), Almirante (Bocas del Toro), Bugaba, Renacimiento y Boquete (provincia de Chiriquí), Panamá y Chepo (provincia de Panamá). En esta primera etapa la Región del Proyecto tiene una superficie de 13,070.89 hectáreas, de las cuales 13,007.74 (94%) son reductos de bosques primarios y secundarios.

Los bosques del Área del Proyecto se caracterizan por una gran biodiversidad y albergan a las cinco especies con el mayor contenido de biomasa: Cuipo (Cavanillesia platanifolia), mangle negro (Avicennia bicolor), pino (Pinus caribaea), Espavé (Anacardium excelsum) y caucho (Castilla elastica), dos de las especies existentes se reportan en peligro crítico (CR): Podocarpus oleifolius y Swietenia macrophylla; ocho están en peligro (EN) y 52 son vulnerables (VU).

El Area del Proyecto se caracteriza por una gran biodiversidad

El período de acreditación del proyecto es de 30 años. La fecha de inicio del período de acreditación es el 27 de octubre de 2016 y la fecha final será el 27 de octubre de 2046.

En la actualidad existe una cantidad de propietarios de mas de mas de 30,000 hectáreas esperando que se inicie la segunda etapa, con un nuevo bloque de fincas.

Anuncios

Restricciones a las exportaciones de residuos de plastico

mayo 15, 2019

En Panamá existen empresas que promueven la recuperación de residuos de plástico para empacarls y exportarlos. En la recuperación de estos residuos participan trabajadores informales, como un medio de subsistencia. Pero también participan personas interesadas en disminuir la contaminación, en el marco de programas de reciclaje que desarrollan Ongs con el apoyo de medios televisivos.

Pero ¿que sentido tiene recuperar residuos de plástico si no van a tener ninguna utilidad?

10 de mayo de 2019
(Ginebra, Suiza): Los gobiernos de la 14ª Conferencia de las Partes (COP14) del Convenio de Basilea actuaron para restringir las exportaciones indiscriminadas de residuos plásticos al exigir a los países que obtuvieran un consentimiento fundamentado previo antes de exportar residuos plásticos contaminados o mixtos. Un diluvio de exportaciones de residuos plásticos de los países desarrollados ha contaminado a los países en desarrollo del sudeste asiático después de que China cerró la puerta a las importaciones de residuos en 2018. IPEN, la red mundial de organizaciones de salud pública, ciencia e interés público que ha expuesto los impactos ambientales de las exportaciones de residuos plásticos para los países en desarrollo, aplaudió la medida como un paso crítico para contener la marea tóxica de los residuos plásticos.

Noruega propuso las nuevas restricciones y recibió un apoyo abrumador en la reunión. Los opositores a la decisión incluyeron a Argentina, Brasil, EE. UU. y las industrias de productos químicos y plásticos. La industria agresiva y el cabildeo estadounidense en una reunión previa de la ONU retrasaron temporalmente el progreso en el tema de los residuos de plásticos, pero en esta reunión, los gobiernos dieron un paso dramático hacia adelante. La decisión se produjo en el contexto de un informe del PNUMA sobre la lucha contra los desechos marinos y microplásticos y las resoluciones de consenso sobre este tema en las reuniones tercera y cuarta de la Asamblea de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente.

La nueva decisión de la ONU tendrá el mayor impacto en los EE. UU. porque el tratado prohíbe la exportación de los desechos enumerados de países que no han ratificado la Convención (como los EE. UU.). En 2018, los Estados Unidos exportaron 157,000 contenedores grandes de desechos plásticos mixtos a países en desarrollo que ya estaban abrumados por la contaminación del plástico. La nueva decisión de la ONU obligará a EE. UU. a lidiar con sus propios residuos plásticos en el futuro.

“Con esta enmienda, muchos países en desarrollo, por primera vez, tendrán información sobre los desechos plásticos que ingresan a su país y estarán facultados para rechazar el vertido de desechos plásticos”, dijo la Dra. Sara Brosché, Asesora Científica de IPEN. “Durante demasiado tiempo, los países desarrollados como los EE. UU y Canadá han estado exportando sus residuos de plásticos tóxicos mezclados a los países asiáticos en desarrollo que afirman que se reciclarían en el país receptor. En cambio, gran parte de estos residuos mixtos contaminados no se pueden reciclar y, en cambio, se tiran o se queman, o se encuentran en el océano “.

Los gobiernos señalaron que el plástico puede contener sustancias peligrosas y que la contaminación plástica es “un grave problema ambiental a escala global”. Estudios anteriores de productos de consumo demuestran que las sustancias peligrosas en los plásticos se incorporan a nuevos productos cuando se reciclan.

Los países reconocieron el rápido aumento de los niveles de basura plástica marina y microplásticos y los graves impactos que está teniendo en la biodiversidad marina, los ecosistemas, la pesca, el turismo y las comunidades locales. En la reunión, un centro regional del Convenio de Estocolmo documentó inquietudes sobre sustancias químicas peligrosas presentes en los plásticos.

Las acciones adoptadas por unanimidad sobre residuos plásticos incluyen:

  • Eliminar o reducir el uso de productos químicos peligrosos en la producción de plásticos y en cualquier etapa posterior de su ciclo de vida.
  • Establecimiento de objetivos y obligaciones de recolección específicos para que los productores de plásticos cubran los costos de la gestión de residuos y la limpieza.
  • Prevención y minimización de la generación de residuos plásticos, incluso mediante el aumento de la durabilidad, la reutilización y el reciclado de los productos plásticos.
  • Reducción significativa de productos de plástico de un solo uso.

Desafortunadamente, un grupo de resinas curadas y polímeros fluorados no se incluyeron en el requisito del consentimiento fundamentado previo, lo que significa que se pueden comercializar libremente sin previo aviso. Algunas de estas resinas y polímeros liberan sustancias químicas tóxicas durante la descomposición, incluidos los fluoropolímeros que pueden descomponerse en sustancias químicas fluoradas peligrosas. Sin embargo, los delegados acordaron revisar estas excepciones en su próxima reunión en 2021.


Los Planes Municipales de Resiliencia Hídrica de Chitré y Los Santos están listos … ¿ ahora que?

diciembre 14, 2018

Ha culminado el proceso de elaboración del Proyecto: “Fortalecimiento de la Resiliencia de los Recursos Hídricos Frente al Cambio Climático en dos Ciudades de la Cuenca del Río La Villa en el Arco Seco de Panamá”, facilitado por la ONG Cathalac y financiado con los aportes del Centro Internacional de Investigaciones para el Desarrollo (IDRC, Canadá) y el Ministerio de Ambiente de Panamá (MIAMBIENTE). El Plan fue elaborado de manera participativa y a lo largo de meses para ser ejecutado por los Municipios de Chitré y Los Santos. ¿Y ahora qué?

Para convertirlo en un documento de política efectivo, en el ámbito de los distritos, es necesario que sea adoptado por los dos Consejos Municipales, con el problema de que tal decisión se tomará en vísperas de la elección de nuevas autoridades.

Se ha elaborado una carta dirigida a los Honorables Señores Representantes de Corregimiento Y Miembros del Consejo Municipal del Distrito de Chitré y Los Santos, en los siguientes términos:

“Nosotros, los representantes de los sectores productivos y privados, de la academia, así como de la sociedad civil, conformados por líderes comunitarios incluidos las mujeres y jóvenes líderes y grupos focales de participación ciudadana, de las comunidades que integran el distrito de Chitré, por esta vía comparecemos ante ustedes con el acostumbrado respeto para solicitar formalmente la adopción del Plan Municipal para Construir Resiliencia y Garantizar la Seguridad Hídrica en la Cuenca del río La Villa del Arco Seco de Panamá,  que fuera elaborado en el marco del proyecto “Fortalecimiento de la resiliencia de los recursos hídricos frente al cambio climático en dos ciudades de la cuenca del río La Villa del Arco Seco de Panamá”, implementado por el Centro del Agua del Trópico Húmedo para América Latina y el Caribe y financiado con los aportes del Centro Internacional de Investigaciones para el Desarrollo (IDRC, Canadá) y el Ministerio de Ambiente de Panamá. Nuestra solicitud la sustentamos en los siguientes hechos: 

  1. El Plan Municipal de Resiliencia Hídrica para el distrito de Chitré, que solicitamos sea adoptado por ustedes, fue elaborado con la participación activa de todos los sectores involucrados en el aprovechamiento y conservación de la cuenca hidrográfica del río La Villa: sociedad civil, grupos focales, líderes comunitarios, academia, entidades gubernamentales sectoriales, organismos internacionales y miembros de los gobiernos locales. En atención al referido proceso participativo, el documento ha sido levantado tomando en consideración todos los aportes que permitieron realizar un diagnóstico de la realidad actual y necesidades del recurso hídrico, así como las proyecciones a futuro en atención a los impactos del cambio climático.
  2. En Panamá en las últimas décadas, el cambio climático ha puesto en evidencia una condición de vulnerabilidad creciente en los recursos hídricos, la agricultura y la energía. Algunos de los impactos más relevantes son las alteraciones en los patrones de precipitación que modifican las condiciones de disponibilidad de agua para diversos usos, los periodos de cosecha y siembra; así como aumentos en la temperatura que propician la propagación de plagas y enfermedades en los cultivos.
  3. Es una realidad que el Arco Seco de Panamá es una zona muy degradada, siendo la región del país con menor precipitación anual (promedio de 1,700 mm/año) y que enfrenta los mayores períodos de déficit hídrico y de sequías (de hasta siete meses al año); no obstante, posee una gran importancia económica y social para el país.
  4. A las condiciones climáticas secas del Arco Seco, se debe agregar los impactos del Fenómeno de El Niño el cual afecta periódicamente las principales actividades económicas y en particular los cultivos de secano, también hace que los pastos queden mermados, lo que a su vez impacta la producción ganadera de la región, haciendo que los ganaderos tengan que buscar nuevas zonas de pastoreo, aún a costa de terrenos forestales. Por otra parte, las reservas de agua para consumo humano se reducen, generando una afectación directa a la salud de los habitantes de la zona. Igualmente, los episodios de inundaciones ya reportados se ven afectados por este fenómeno, aumentando la amenaza en una zona donde la vulnerabilidad es alta, debido a las condiciones de las viviendas y el débil acceso a medios de comunicación.
  5. La cuenca del río La Villa es considerada una cuenca prioritaria por su importancia económica y por ser la cuenca más degradada del país. La disponibilidad de agua para distintos usos se reduce anualmente debido a la variabilidad del clima y el cambio climático, así como a la explotación intensiva de la tierra que ha moldeado un ambiente semiárido, y que, a su vez, potencia una peligrosa espiral depobreza.
  6. La Ley 41 de 1998, reconoce que el cambio climático se constituye en una amenaza global importante en materia ambiental que incide en la población, los ecosistemas y todos los sectores productivos de la economía del país, e insta a que se impulsen iniciativas de adaptación al cambio climático que incrementen la resiliencia del país a sus efectos adversos, haciendo énfasis en la población y los ecosistemas más vulnerables.
  7. De igual forma, la Constitución Política de Panamá establece que es deber fundamental del Estado garantizar que la población viva en un ambiente sano y libre de contaminación, en donde el aire, el agua y los alimentos satisfagan los requerimientos del desarrollo adecuado de la vida humana.
  8. Siendo los municipios una organización política autónoma de la comunidad establecida en un distrito que operan a través de sus gobiernos locales, incluidos los representantes de corregimiento a través de los Consejos Municipales, también les corresponde ordenar el desarrollo de su territorio atendiendo a las necesidades de todos los sectores que lo integran y a las realidades ambientales de su entorno. 

SOLICITUD ESPECIAL:

Basándonos en el artículo 241 de la Constitución Política de la República de Panamá, que dispone que los ciudadanos tienen derecho de iniciativa y de referéndum en los asuntos atribuidos a los Consejos Municipales y considerando, que el cambio climático se constituye en uno de los principales retos que como país nos toca afrontar, que no conoce de fronteras ni límites geográficos y que nos corresponde a todos adoptar medidas de adaptación e implementar acciones conjuntas para reducir la escasez hídrica en el Arco Seco de Panamá, los abajo firmantes, le solicitamos se adopte el Plan Municipal de Resiliencia Hídrica para el distrito de Chitré. Precisamos indicar que nuestra iniciativa cuenta con el respaldo del señor Alcalde de Chitré, Sr. Olmedo Alonso Madrigales, así como de las entidades gubernamentales competentes y del Comité de Cuencas del río La Villa, pues es de nuestro interés que la implementación de las acciones propuestas dentro del referido plan, cuenten con una activa participación de todos los actores que deben concurrir en la gestión del recurso hídrico. 

Por nuestra parte, nos comprometemos a ser agentes multiplicadores, difundiendo la información y sensibilizando en todos los espacios donde interactuemos, sobre la importancia de hacer frente al cambio climático y sus impactos sobre el recurso hídrico, particularmente sobre el área del Arco Seco de Panamá.

Adicional, nos comprometemos a involucrarnos activamente para construir resiliencia en la Cuenca del río La Villa del Arco Seco de Panamá, frente a los efectos adversos causados por la variabilidad y el cambio climático en los recursos hídricos, a través de nuestra participación en la implementación y seguimiento de las acciones propuestas en el Plan Municipal de Resiliencia Hídrica para el distrito de Chitré que aspiramos adopten”.


PROYECTO QUE REGULA LA RECOLECCIÓN Y TRATAMIENTO DE LOS DESECHOS ELECTRÓNICOS EN PANAMA REQUIERE DE REVISION.

octubre 18, 2018

La Comisión: Población, Ambiente y Desarrollo de la Asamblea Nacional ha retomado el conocimiento del Anteproyecto de Ley No 120 “Que regula la recolección y tratamiento de los desechos electrónicos en la República de Panamá”

desechos electronicos

Tiene dos virtudes: 1) por primera vez se procura involucrar en el debate al mayor número de ONGs, más allá de esa extraña secta autodenominada “sociedad civil organizada”. Atendiendo al llamado hemos decidido publicar nuestras opiniones; 2) de manera subrepticia restablece la responsabilidad en el manejo de los residuos a los Municipios, al menos en la “partecita” de los desechos electrónicos. Y eso nos alegra.

Veamos:

Lo que dice el Artículo 4 del Ante Proyecto No. 120:

“Artículo 4. Los Municipios serán responsables de organizar y supervisar la recolección en tos vertederos de los desechos electrónicos que lleguen intactos a los vertederos y coordinarán con la administración de estos, así como con las empresas recolectoras la aplicación del protocolo la extracción de tos componentes tóxicos y tratamiento oficial para el desearle de los desechos electrónicos establecido por la Autoridad de Innovación Gubernamental” (subrayado nuestro).

Ahora leamos lo que dice la Ley 51 “Que crea la Autoridad de Aseo Urbano y Domiciliario y adopta disposiciones para la eficacia de su gestión” (Gaceta Oficial 26631-A), de fecha 29 de septiembre de 2010.

Esta desafortunada Ley en su articulo 2 atribuye dos propósitos a la AAUD, uno operacional y otro de diseño de políticas para el sector:

a) «la administración, dirección, planificación, operación, explotación, aprovechamiento, investigación, inspección y fiscalización de los servicios relacionados con el aseo urbano, comercial y domiciliario y de los rellenos sanitarios”.
b) “Además, estará encargada de la gestión integral de los residuos sólidos para su manejo, explotación, aprovechamiento y disposición final, en desarrollo de una política de residuos como directriz para la prevención y control de la contaminación del ambiente, a fin de garantizar la protección de la salud pública”.

Dado que los desechos electrónicos tienen un alto valor comercial, no tardará en desatarse una pugna entre los Municipios y la AAUD por su control.

Existen otros problemas en en el AnteProyecto:

Como es usual, se crea una “supercomision” integrada por “raimundo y todo el mundo”: 1. Un representante del Ministerio de Salud, 2. Un representante del Ministerio de Ambiente, 3. Un diputado de la Asamblea Nacional, 4. Un representante dcl lnstituto de Acueductos y Alcantarillados Nacionales, 5. Un representante de la Secretaría Nacional de Descentralización Municipal. 6. Un representante de los clubes cívicos, 7. Un representan te del sector privado.

Entre esa multitud, sin embargo, no encontramos dos actores principales: la Asociación de Municipios de Panama (AMUPA); y un representante de las empresas recicladoras. Estos, junto con la Senacyt son suficientes para impulsar las actividades contempladas en el Anteproyecto. Y ocurriría un ahorro en “dietas”.

¿En manos de quien quedará el “billete”‘?

Una vez descontaminados, los desechos electrónicos pueden convertirse en una solución para personas que los necesita y no pueden comprar uno nuevo, ya que en muchas ocasiones son desechados y aun funcionan perfectamente. Esto da la oportunidad a las personas de bajos ingresos de adquirirlos a un precio más económico y de esta manera se evita que vayan a parar a los rellenos sanitarios.

“Otro aspecto que se oculta dentro de los residuos electrónicos, es que las placas que se encuentran dentro de los ordenadores y teléfonos celulares, poseen una mezcla compleja de diversos metales, entre los cuales se encuentra el oro, la plata, el cobre y el estaño, así como también cadmio, mercurio, plomo y berilio, lo que hace que su recuperación represente un buen beneficio económico para los recicladores”. (https://iquimicas.com/residuos-electronicos-valor-economico-ocultan/).

En resumen el Proyecto de Ley No 120 “Que regula la recolección y tratamiento de los desechos electrónicos en la República de Panamá”, es un buen intento, lamentablemente omiso, contradictorio y altamente brurocratizado.


APRONAD envia informe al Global Compact de la ONU

octubre 2, 2018

La Asociación para la Promoción de Nuevas Alternativas de Desarrollo (APRONAD) ha enviado su “Comunicación sobre Involucramiento (Communication On Engagement, Coe)”, al Pacto Mundial de la ONU (Global Compact), de la cual es parte.

En el Pacto Mundial de la ONU, es la iniciativa de sostenibilidad corporativa más grande el planeta. Consiste básicamente en una llamada a las empresas a alinear las estrategias y operaciones con los principios universales de derechos humanos, trabajo, medio ambiente y lucha contra la corrupción, y tomar acciones que permitan avanzar en los objetivos sociales.

Los que formamos parte del Pacto Mundial de la ONU estamos obligados a enviar un informe bianual denominado “Comunicación sobre Involucramiento”, en donde reafirmamos nuestro respaldo a sus Diez principios en las áreas de derechos humanos, estándares laborales, medioambiente y anticorrupción.

En esta Comunicación sobre Involucramiento, describimos las medidas tomadas por nuestra organización para respaldar sus principios.

Previo al desglose de actividades y resultados, realizamos un ejercicio de contextualización con el título de “El entorno y los retos del Global Compact en Panamá“.

“A pesar de ser considerado como un país en transición, con estabilidad macroeconómica y tasas de crecimiento comparativamente elevadas, Panamá posee elevados índices de pobreza y exclusión social, lo cual lo ha colocado como uno de los países con mayor desigualdad en el mundo de acuerdo con el índice de Gini aplicado a los ingresos. La pobreza y la exclusión social se encuentran geográfica y socialmente bien localizadas: las mujeres, los niños, los discapacitados, los indígenas, los campesinos pobres y los habitantes de las áreas urbano-marginales constituyen los grupos más vulnerables, no solo en términos económicos sino también ambientales.

A pesar de los esfuerzos realizados por la cúpula empresarial con el apoyo del Global Compact y otras entidades internacionales, las condiciones de desigualdad y exclusión en que viven amplios sectores de la población han experimentado pocas modificaciones.

APRONAD, una ONG panameña, ha planteado un curso de acción que procura aproximar a sectores empresariales no tradicionales a los Diez Principios del Pacto Mundial de la ONU, de tal manera que el movimiento adquiera nuevos protagonistas y nuevas alianzas.
El Principio Ocho: Medio Ambiente ofrece un gran potencial para unificar los esfuerzos del sector empresarial, las comunidades, pueblos indígenas y la sociedad civil y ambientalista.

Haciendo parte de la implementación del Principio 8, APRONAD ha focalizado las actividades en el sector forestal diseñando y desarrollando el “Proyecto de Conservación de Bosques de Panamá – Reducción de Emisiones de GEI por la Deforestación y Degradación de Bosques”, El objetivo estratégico se plantea en términos de integrar los bosques en todas las políticas para avanzar en los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

APRONAD ha seleccionado el ámbito de actuación en la Plataforma de Acción “Caminos a la baja en carbono y Desarrollo Resiliente”.

Para los interesados en conocer al detalle de nuestro COE pueden descargarlo en el siguiente enlace:: COMUNICACIÓN SOBRE INVOLUCRAMIENTO (COMMUNICATION ON ENGAGEMENT, COE) – APRONAD.


¿Que significa “reciclaje de plástico”?

septiembre 3, 2018

Con el objetivo de unificar criterios a la hora de abordar el reciclaje de plásticos en el contexto de la economía circular, dos de las principales organizaciones internacionales de reciclaje, Plastics Recycling Europe y The Association of Plastics Recyclers, han desarrollado una definición global que rige el uso del término “reciclable” en relación a los envases y productos de plástico.

definicion-reciclaje-plastico

De acuerdo con la nueva definición, los plásticos deben cumplir cuatro condiciones para que un producto de este material se considere reciclable:

  1. El producto debe estar hecho con un plástico que se recolecte para reciclaje, tenga valor de mercado y/o sea respaldado por un programa legislativo obligatorio.
  2. El producto debe clasificarse y agregarse en flujos definidos para procesos de reciclaje.
  3. El producto puede procesarse y recuperarse/reciclarse con procesos comerciales de reciclaje.
  4. El plástico reciclado se convierte en una materia prima que se utiliza en la producción de nuevos productos.

Steve Alexander, presidente y CEO de The Association of Plastic Recyclers apunta que “la reciclabilidad va más allá de ser técnicamente reciclable.

Debe haber acceso del consumidor a un programa de reciclaje, un reciclador debe poder procesar el material y debe haber un mercado final.”

“Como recicladores, somos una parte fundamental de la solución al problema de la sostenibilidad de los plásticos, y necesitamos que las audiencias apropiadas entiendan qué es necesario para etiquetar un producto o envase ‘reciclable’”, afirma Tom Emans, presidente de Plastics Recycling Europe, que añade que “se necesitan definiciones y objetivos claros y respaldados universalmente.”

Aunque la definición se aplicará a escala global, ambos grupos entienden la complejidad de un sistema global de reciclaje de plásticos y agradecen los comentarios de la industria del reciclado de plásticos y las partes interesadas relevantes. Por el momento, la definición ha sido respaldada por PETCORE Europe.

Tomado de Centro Español de Plásticos.


¿A dónde – y a dónde no- va el dinero para REDD+?

julio 8, 2018

NOTA INTRODUCTORIA: ¿QUÉ ES REDD+? 

En 2005, un grupo de países liderado por Papua Nueva Guinea, llevó el tema de la deforestación evitada a la agenda de la Conferencia de las Partes, realizada en Montreal (COP 11). Así, la discusión sobre el papel de los bosques en la lucha contra el cambio climático volvió al debate internacional. Durante la COP 13, realizada en Bali en 2007, la CMNUCC reconoció la reducción de emisiones por deforestación y degradación de los bosques (REDD) como un mecanismo válido en la lucha contra el cambio climático.

Según el Plan de Acción de Bali (2007), se denomina REDD + a la reducción de emisiones derivadas de la deforestación y la degradación forestal; además de la conservación, el manejo sostenible y el mejoramiento del stock de carbono de los bosques en los países en desarrollo.

¿A DÓNDE – Y A DÓNDE NO- VA EL DINERO PARA REDD+?

Autor: este artículo se ha tomado de  Los Bosques en las Noticias (Forests News), el cual se publica bajo la licencia Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional (CC BY-NC-SA 4.0) de Creative Commons. El enlace al  contenido original es el siguiente: https://forestsnews.cifor.org/56879/a-donde-y-a-donde-no-va-el-dinero-para-redd?fnl=es 

El promedio anual del financiamiento destinado a la iniciativa global de reducción de emisiones producidas por la deforestación y la degradación de los bosques (REDD+ por su sigla en inglés), que equivale a 323 millones de dólares americanos, puede parecer mucho. Pero si se compara con los 41 mil millones invertidos en subsidios agrícolas y biocombustible, en realidad resulta bastante limitado.

Este es solo uno de los hallazgos de un estudio próximo a ser publicado sobre el financiamiento destinado a REDD+.  La investigación fue conducida en conjunto por el grupo internacional de consultores COWI,  el  Öko-Institut y un grupo de científicos del Centro para la Investigación Forestal Internacional(CIFOR).

El equipo analizó el financiamiento REDD+ entre 2008 y 2015 para evaluar a dónde se destinó y cómo fue invertido. Algunos resultados fueron presentados en la sesión “¿El dinero va a los árboles?: Evaluación de flujos financieros para maximizar el impacto de REDD+”, un evento paralelo oficial  en la reciente Conferencia de Bonn sobre el Cambio Climático.

LA RUTA DEL DINERO REDD+

Christhoper Martius, líder del equipo de cambio climático de CIFOR destacó el hecho de que hay dos tipos de financiamiento relacionados a REDD+: el financiamiento indirecto que es utilizado en las actividades contra la deforestación en general y el financiamiento directo que se aplica únicamente a las iniciativas REDD+.

El estudio también encontró que los donantes se comprometen en y desembolsan financiación indirecta mucho más que financiación directa debido a que la primera cubre un conjunto de temas y recursos más amplio. Según los hallazgos, los fondos indirectos también provinieron de una diversidad de fuentes -como subvenciones, fondos oficiales, préstamos e inversiones de capital- mientras que el 99% de la financiación directa vino de contribuciones  de la asistencia oficial para el desarrollo (ODA, por sus siglas en inglés). Al ser vistas como  ayuda en lugar de inversión para generar beneficios, estas contribuciones no hacen a REDD+ un elemento atractivo desde la perspectiva de los negocios.

Los proyectos REDD+ tienen tres etapas: preparación, implementación y pago por resultados, y  se necesitan fondos para las dos primeras etapas con el fin de llegar a la tercera.

Sin embargo, Martius señaló que “el apoyo para la etapa de preparación está decreciendo”  pues “la gente quiere avanzar a la etapa de pagos, pero aún no hemos llegado  allí”.

Muchos países en desarrollo con alto potencial para la reducción de emisiones pero con pocos recursos no sólo dependen de la financiación para las etapas de preparación e implementación, sino que también necesitan de un tipo de apoyo adecuado a sus necesidades y que equilibre eficacia y equidad.

Más aún, el financiamiento no lo es todo pues se requiere de sistemas funcionales en curso para asegurar la gobernanza, la rendición de cuentas y la transparencia.

Para el estudio resultó difícil determinar cuánto financiamiento privado es recibido por las actividades REDD+. A pesar de la creciente responsabilidad del sector privado y los compromisos recientes para reducir la deforestación, así como para mejorar la transparencia, los montos y los tipos de flujo no están aún claros.

Sin embargo, Martius acotó que centrarse únicamente en el movimiento de los fondos y sus tamaños puede desviar la atención en lugar de buscar mayores ‘elementos impulsores de cambio transformador’. Así, subrayó la importancia de incluir los objetivos climáticos en todos los sectores financieros: “Necesitamos integrar la participación, el desarrollo y los objetivos climáticos para obtener resultados libres de conflicto y duraderos”, dijo.

FINANCIAMIENTO MIXTO

En lugar de depender de fondos provenientes de una sola fuente de ingresos, los países pueden -y deben, según los científicos- buscar la diversificación de sus fuentes de capital en lo que se conoce como financiamiento mixto.

Peter Minang, científico principal del Centro Mundial Agroforestal (ICRAF), relató  el caso de Camerún. En un experimento de pago basado en el rendimiento, en el que los donantes financian las empresas forestales comunitarias, los datos evidencian resultados positivos en la reducción de emisiones y otros beneficios como creación de empleo y  desarrollo de capacidades.

Sin embargo, los costos de cumplimiento legal tales como las evaluaciones de impacto ambiental se sumaron y significaron desembolsos de miles de dólares, una carga demasiado grande para las pequeñas empresas.

Minang señaló que frecuentemente puede tomar cinco años hasta que los inversores reciban beneficios y esto afecta cómo y qué deciden financiar. “Es posible llegar a la Fase 3 [de pagos basados en resultados] pero los flujos de financiación REDD+ son insuficientes, por eso se necesita financiamiento mixto”.

Teferu Mengistu, Coordinador del Programa Nacional de Desarrollo del Sector Forestal en el Ministerio del Ambiente, Bosques y Cambio Climático de Etiopía estuvo de acuerdo y explicó que su país recibe la mayoría de su financiamiento de compromisos y garantías bilaterales.

“Etiopía está atravesando la fase dos [implementación] del proceso REDD+, pero aún existe confusión y una brecha entre la demanda y la oferta de financiamiento REDD+”,  dijo.

UN CONTINENTE EN DESVENTAJA

Asger Strange Olesen, líder del Tema Global sobre el Uso de la Tierra y Bioeconomía en COWI concluyó la sesión con el análisis del estudio sobre cuánto financiamiento recibieron diferentes regiones en el mundo entre 2008 y 2015. La investigación encontró que África obtuvo menor financiamiento en general, y específicamente en áreas clave como ejes impulsores y riesgos, capacidad de Medición, Reporte y Verificación (MRV) así como en gobernanza forestal, en comparación con las Américas, Asia u Oceanía. La gobernanza y las salvaguardas estuvieron entre las únicas áreas razonablemente bien financiadas en ese continente.

“Los responsables de las decisiones ven a REDD+ como un instrumento de muchos”, señaló Olesen. “La deforestación es probablemente uno de los problemas más difíciles de afrontar en una democracia basada en el consumidor”, recalcó.

En la práctica, en África, la Red de Pueblos Indígenas y Comunidades Locales para el Manejo Sostenible de los Ecosistemas Forestales de África Central (REPALEAC) aboga por un enfoque tradicional en el manejo de los bosques y representa a 230 organizaciones de ocho países.

“Los ancianos tienen el conocimiento pero ahora lo están transmitiendo a la generación más joven” dijo Hindou Oumarou Ibrahim, vocera de la organización.

Este enfoque ha atraído 750,000 dólares americanos del programa de capacitación del Fondo Cooperativo para Reducir las Emisiones de los Bosques (FCPF, por sus siglas en inglés), pero tres de los países integrantes de REPALEAC -Chad, Burundi y Ruanda- no son miembros de FCPF y por lo tanto no reciben cobertura. Esto podría volverse un gran problema por lo que REPALEAC está trabajando para incluir a estos países en el programa.

“Necesitamos equidad para lograr impacto global y la protección de los pueblos indígenas y las comunidades locales de nuestras subregiones”, expresó.

El argumento de Ibrahim – y que sustentó el evento como un todo – fue que REDD+ no sólo necesita más financiamiento sino también procesos y procedimientos adecuados que aseguren que el dinero llegue a donde se supone que debe llegar y apoye la participación suficiente y la equidad entre los participantes locales.

“Hay mucho trabajo por realizar antes de que veamos más resultados en favor del ambiente con el dinero de REDD+” resumió Martius al final del evento.


APROCARBONO PANAMA: SALVEMOS NUESTROS BOSQUES Y PRESERVEMOS LA VIDA

junio 30, 2018

La Asociación PRO – CARBONO Panamá  es una Asociación sin ánimo de lucro, de carácter y de derecho privado, con sede en la ciudad de Panamá. Agremia a propietarios de tierras que poseen importantes recursos forestales, organizaciones indígenas y Organizaciones Comunitarias de Base (OCB) preocupados por conservar los bosques y obtener beneficios económicos a través de distintas formas de compensación económica por servicios ambientales.

Volcan, Chiriqui

Reunión con propietarios de bosques en Bocas del Toro y Chiriqui

La organización fue creada para asegurar a sus integrantes apoyo económico, asistencia técnica, capacitación y soporte a la comercialización, en su tarea de conservación de los recursos forestales y la obtención de beneficios económicos mediante la venta de bonos de carbono, principalmente en el Mercado Voluntario de Carbono (MVC).

Presentacion resultados Tonosi

Presentación de resultados de inventario de carbono en Los Santos y Veraguas

La participación de los asociados facilitará que el país cuente con una fuerza social organizada, comprometida con la conservación de los bosques, en momentos en que la deforestación amenaza con provocar la desertificación de distintas regiones del territorio nacional.   Los miembros de la Asociación PRO – CARBONO Panamá poseen una amplia trayectoria en la conservación de los recursos forestales.

Panama Este

En las estimaciones del DAP de los arboles también participa la mujer. Palmas Bellas Arriba, Panamá este.

La singularidad de los bonos de carbono de Aprocarbono.

Con el surgimiento del Istmo de Panamá, hace tres millones de años, Panamá se convirtió en una vía que permitió la migración de muchas especies de animales y vegetales desde América del Norte hacia América del Sur, y viceversa. El puente hizo más fácil para que los animales y las plantas emigraran entre los dos continentes. Este acontecimiento se conoce como Gran intercambio americano.

Por consiguiente, con la compra de los bonos de carbono de Aprocarbono, no solo se contribuye a evitar la emisión de emisiones de GEI. Se colabora para que los propietarios privados de bosques y las comunidades puedan conservar una biodiversidad única en el planeta.

LaPintada_Cocle

En bote hacia el bosque que será inventariado

APROCARBONO espera ofrecer 3 millones de bonos de carbono a las Agencias Financieras Internacionales que participan del Fondo Verde por el Clima. Fundaciones y Organizaciones no Gubernamentales  Internacionales. Principalmente, las empresas extranjeras nacionales y extranjeras interesadas en ejercer un liderazgo ambiental, participando de la lucha contra el cambio climático. En síntesis, las empresas agregarían valor a la marca al comprometerse a compensar la emisión de Gases de Efecto Invernadero (GEI) a través de la compra de bonos de carbono. Con la compra de bonos de carbono las empresas desean comunicar efectivamente a su público final el aporte que están realizando para salvar el planeta.

  • Tonosi, Los Santos

    Rumbo a la montaña: propietarios y personal técnico en La Pintada, Coclé

    Beneficios para los compradores de los bonos de APROCARBONO:

  • Evitan las emisiones de GEI, contribuyendo a posicionarse como líderes ambientales en el ámbito de Panamá y Latinoamérica.
  • Contribuirán a mejorar las condiciones socioeconómicas de comunidades rurales pobres localizadas en el entorno de los bosques primarios y secundarios. Pues con los ingresos generados por la venta de los carbonos, los propietarios podrán ofrecer empleo en las tareas de conservación y manejo sostenible de los bosques (Responsabilidad Social Corporativa – RSC).
  • Los ingresos generados con la venta de los bonos de carbono, permitirá a los propietarios de bosques y las comunidades aledañas, podrán desarrollar iniciativas para la conservación de especies y ecosistemas locales, tales como zoocriaderos y viveros de variedades forestales con especies en vías de extinción que n se encuentran con algún grado de amenaza o en peligro de extinción.
  • La compra de bonos además contribuirá a financiar a conservar los recursos hídricos mediante la conservación de los bosques.

Para contactar con nosotros puede escribir a: apronad2@gmail.com


Así es como los bosques frenan el cambio climático

mayo 22, 2018

Con información de CREAF.
https://www.kienyke.com
Una investigación liderada por el Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales – CREAF-, de la Universidad Autónoma de Barcelona, constató cómo los bosques frenan el incremento del CO2 en la atmósfera y, por lo tanto, contribuyen con la mitigación de los efectos del cambio climático.

En un reciente artículo sobre el estudio, publicado en la revista Nature Scientific Reports, se destacó que la investigación comprobó que 23 bosques de Europa y Estados Unidos analizados han fijado un 1% más de carbono cada año desde 1995 hasta 2011.

Como los vegetales absorben el CO2 para crecer mediante la fotosíntesis, si aumenta este contaminante el proceso de transformación del mismo durante el proceso de fotosíntesis es más eficiente porque las plantas tienen más carbono disponible, y por tanto, crecen más, como cuando se utiliza un fertilizante.

De este modo, durante las últimas dos décadas, los bosques han sido unos grandes aliados para frenar el cambio climático. Se estima que han secuestrado de media el 30% del CO2 emitido por la actividad humana.

mediciondiametroarboles

Sin embargo, el CREAF advierte que otros estudios demuestran que este efecto fertilizante se está reduciendo y que los ecosistemas terrestres, saturados y limitados por la falta de agua y otros nutrientes como el azufre y el nitrógeno, cada vez pueden capturar carbono a menor ritmo y podrían pasar a emitir más de lo que absorben.

Por otra parte, según los autores del estudio, los bosques ahora son más productivos gracias a que la mejora de políticas ambientales ha frenado la deposición de azufre y nitrógeno provenientes de gases contaminantes en los ecosistemas. Estos dos elementos son los principales responsables de la lluvia ácida, y con su reducción ha mejorado la salud de los bosques.

Marcos Fernández Martínez, autor principal del estudio e investigador del CREAF y de la Universidad de Amberes, explicó que “hay que considerar todos los elementos que componen la atmósfera y cómo fluctúan en ella. El flujo o movimiento de carbono a través de los ecosistemas responde a un conjunto complejo de relaciones que estimulan a la vez la captación y la emisión de carbono”.

El estudio también ha servido para demostrar que, de momento, el cambio climático no ha sido el único responsable de modificar la capacidad de los bosques para emitir y capturar carbono.

En ninguno de los 23 bosques estudiados, ni la temperatura ni las condiciones hídricas —dos condiciones propias del clima— no han cambiado significativamente durante el período de tiempo que ha durado el estudio (de 10 a 19 años según el lugar). Por lo tanto, “debe haber sido la disponibilidad de nutrientes y de CO2, y la presencia de contaminantes los máximos responsables de que haya cambiado el balance de carbono, no el clima. Pero es posible que a partir de ahora sea el cambio climático, más intenso cada vez, quien más afecte al balance del carbono a nivel mundial”, alerta el investigador.

Finalmente, el estudio remarca la necesidad de obtener datos de periodos más largos y de otras regiones de la Tierra para poder compararlas y ver cómo afecta en general la deposición de elementos y el cambio climático en el flujo del carbono.

protegida-Donoso-afronta-presiones-turistico_LPRIMA20170918_0154_27


A %d blogueros les gusta esto: