Archive for the 'Cambio climático' Category

Se constituye la Asociación Panameña para el Carbono de los Bosques (Asociación PRO CARBONO)

junio 19, 2017

El retiro de los Estados de Unidos del Acuerdo de Paris sobre Cambio Climático, ha otorgado una mayor importancia a la participación de las empresas y las organizaciones de la sociedad civil. El Pacto Global de las Naciones Unidas, por ejemplo, ofrece colaboración para movilizar un movimiento mundial de gobiernos, sociedad civil y empresas para “crear el mundo que queremos”.

El 29 de marzo de 2017, publicamos en nuestro Blog el artículo titulado “Trump y el Cambio Climático: es la hora de los Actores No Estatales”. En esa oportunidad indicamos:

“Es la hora de potenciar la participación de los actores no estatales, estableciendo diversas formas de alianzas, negocios conjuntos y acuerdos mutuamente beneficiosos, dirigidos a fortalecer la lucha contra el cambio climático. Y sobre esta base, definir un nuevo marco de coordinación con las entidades gubernamentales”.

Como parte de esta visión estratégica, APRONAD presentó la iniciativa para constituir la Asociación Panameña para el Carbono de los Bosques (Asociación PRO CARBONO), la cual conto con el apoyo de los propietarios de bosques, comunidades rurales e indígenas y el equipo legal nacional. PRO CARBONO ha designado una Junta Directiva e iniciado los trámites para su inscripción en el Registro Público de Panamá.

Aprocarbon1

Los objetivos de la Asociación  PRO CARBONO, se plantean en los siguientes términos:

Objetivo General: Contribuir a mitigar los efectos del Cambio Climático en Panamá, mediante el manejo sostenible de los bosques, la aforestación y reforestación, la agricultura y el manejo sostenibles de la tierra.

Objetivos Específicos:  1) Constituir una organización nacional de propietarios de recursos forestales y productores agropecuarios, con capacidad para incidir en la adopción de políticas, legislación y programas destinados al pago por servicios ambientales; 2) Crear mecanismos de financiamiento públicos y privados, nacionales e internacionales, para el diseño y desarrollo de proyectos sostenibles en el sector de Agricultura, Bosques y Otros Usos de tierra; 3) Realizar la comercialización conjunta de los bonos de carbono en los mercados voluntario y regulado, aplicando los principios de la economía escala; 4) Canalizar asistencia técnica nacional y capacitación e internacional a los integrantes de la Asociación.

LogoAprocarbonoPara el logro de estos objetivos se ha sugerido una estructura operacional, basada en 4 Direcciones de Línea: 1) Dirección de Incidencia Política cuyas actividades principales son la preparación de propuestas técnicas y jurídicas que serían canalizadas al Poder Ejecutivo, la Asamblea Nacional de Diputados y Municipios, destinados crear un entorno institucional favorable a la conservación de los bosques: 2) Dirección de Asistencia Financiera para propiciar los acuerdos con el sector financiero privado y público, para canalizar las inversiones al sector de conservación forestal; 3) Dirección de Comercialización para ofertar bonos de carbono en el Mercado Voluntario de Carbono (MVC) en el ámbito internacional, y su canalización a empresas asentadas en Panamá, de acuerdo con el concepto de reducción de la huella de carbono; y 4) Dirección de Asistencia Técnica y Capacitación, destinada a canalizar el conocimiento científico para la gestión sostenible de los bosques.

Los organismos de gobierno, de conformidad con la Ley de asociaciones de Panamá, lo constituyen la Asamblea de Asociados, la Junta Directiva y la Fiscalía.

Aprocarbon3Las actividades principales planificadas para 2017 incluyen: a) Realización de reuniones informativas y de coordinación con los asociados para organizar la ejecución del Plan Operativo Anual (POA), b) Reuniones mensuales de la Junta Directiva, c) Diseño y publicación de la Pagina Web de la Asociación PRO CARBONO, d) establecimiento de acuerdos y convenios de cooperación con entidades gubernamentales y organizaciones de la sociedad civil en general, e) reuniones de seguimiento a la implementación del Proyecto “Reducción de Emisiones GEI por la Deforestación y Degradación Forestal en la República de Panamá”.

La primera Junta Directiva de la Asociación PRO CARBONO quedó constituida como sigue:

  • Presidente:    Francisco Mola Davis
  • Secretario:     Benedicto Rojas
  • Tesorero:       Ana Cienfuegos
  • Fiscal:             Joaquín López H.
  • Vocal               Elivardo Membache

También fueron nombrados Directores Provinciales y Comunidades Indígenas de la siguiente forma:

  • Jaén Soriano:                Los Santos y Veraguas.
  • Benjamín Melamed:   Coclé y Colon
  • Virginia Sevilla:           Panamá Y Darién
  • Yuri Bacorizo:              Comunidades Indígenas

La Asociación Panameña para el Carbono de los Bosques (Asociación PRO CARBONO), manifiesta el interés por establecer relaciones de cooperación con organizaciones homólogas en el ambito nacional e internacional, con entidades internacionales involucradas en la lucha contra el cambio climático, específicamente en la reducción de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero, mediante la conservación de los bosques.

Anuncios

Sociedad civil y agenda ambiental en la relación Panamá – China

junio 18, 2017

El establecimiento de relaciones diplomáticas entre Panamá y China, ha creadopanamaES-master675 oportunidades para un relanzamiento de la economía panameña, mediante millonarias inversiones chinas en sectores estratégicos como infraestructura y logística. China es el segundo usuario en importancia del Canal del Canal de Panamá, detrás de EE.UU., y el primer proveedor de la Zona Libre de Colón (ZLC), la mayor del hemisferio, situada en la costa atlántica panameña y que está atravesando una aguda crisis.

Igualmente existen oportunidades para que las relaciones entre Panamá y China tengan un impacto favorable en el esfuerzo panameño por cumplir con el Acuerdo de París. Mientras que el gobierno del presidente Trump ha decidido retirarse de este Acuerdo, recientemente China y Alemania ratificaron su compromiso en la lucha contra el cambio climático. Destacamos la petición de la Canciller Merkel al primer ministro chino, Li Keqiang, “contribuir a la búsqueda de soluciones” para que las fundaciones políticas alemanas que trabajan en su país puedan realizar su tarea de “cooperación con la sociedad civil”.

Los planteamientos de Merkel pueden ser adoptados por el gobierno panameño. La presencia de China debe servir también para acercar a las organizaciones de la sociedad civil de ambos países, con enfoque en el desarrollo sostenible, y la conservación y protección ambiental. Por ejemplo, Panamá exporta Panamá vende a China desechos de cobre y aluminio pero esta actividad es realizada por el sector informal en condiciones laborales inhumanas, la cooperación técnica china podría colaborar a corregir este problema.

Una Agenda Ambiental, con la activa participación de la sociedad civil de ambos países podría incluir las siguientes áreas temáticas:

  1. El Manejo Integral de los Residuos Sólidos, con especial enfoque en la mejora de las condiciones de vida del sector informal vinculado al reciclaje.
  2. Impulso al turismo rural comunitario para ampliar y diversificar la oferta turística panameña ante la prevista afluencia de turistas chinos.
  3. Apoyo a la comercialización de bonos de carbono forestal (Mercado Voluntario de Carbono) propiedad de comunidades, propietarios privados de bosques y territorios indígenas.

Obviamente, el gobierno panameño incluirá otros temas relacionados con los intereses del sector logístico, financiero y comercial. Pero una Agenda Ambiental, con participación de la sociedad civil sería una importante contribución al desarrollo sostenible local  y la búsqueda de la equidad.

Cómo la corrupción agrava el cambio climático

marzo 29, 2017

Los columnistas Lili Fuhr y Simon Taylor, han publicado un artículo de opinión en el Blog: Project Syndicate titulado: “Cómo la corrupción agrava el cambio climático”. La tesis central de sus reflexiones es la siguiente: “Para cumplir el acuerdo de París, el combate a la corrupción debe ir de la mano de la lucha contra el cambio climático. La corrupción, en el sentido más amplio del término, es el aglutinante que mantiene unido al “sistema” y asegura que grupos de intereses ricos y poderosos no cumplan las normas pensadas para controlarlos. Y es la causa del incumplimiento de los compromisos de reducción de emisiones asumidos por los gobiernos”

En momentos en que América Latina se ve sacudida por denuncias de corrupción que involucran a la clase política y grandes empresas, las reflexiones de Fuhr y Taylor adquieren una importante relevancia.

Trump y el Cambio Climático: es la hora de los Actores No Estatales

marzo 29, 2017

El Presidente Trump firmó este martes 28 de marzo de 2017 una orden ejecutiva con media1490726610_971217_1490742786_noticia_fotograma docena de medidas para recuperar la producción de energías fósiles, lo cual amenaza con regresar a los Estados Unidos décadas atrás. Según uno de sus asesores, no se trata de desatenderse del problema, sino que “Cuando se trata de cambio climático, queremos hacer nuestro camino y a nuestra manera”. Cuál es ese camino y esa manera está por verse.

La decisión del Presidente Trump significará que Estados Unidos no pueda cumplir con su objetivo de reducir las emisiones un 30% para 2030, por debajo de los niveles de 2005, como se había comprometido hasta ahora. Tampoco cumplirá con su parte del Acuerdo de París y se informa incluso que evalúa la posibilidad de abandonar el pacto global contra el cambio climático.

Estas decisiones han sumido a las Naciones Unidas, a las agencias de cooperación internacional y a los gobiernos del mundo en un gran desasosiego.  ¿Se acabó la lucha contra el cambio climático? Esta sería una afirmación simplista. Así, por ejemplo, la empresa petrolera ExxonMobil (teóricamente una de las principales beneficiadas por Trump) pidió a la administración del Presidente Trump que respete el Acuerdo de París contra el cambio climático que la Casa Blanca considera “malo”.

En una misiva, fechada el 22 de marzo de 2017, Peter Trelenberg, responsable de políticas medioambientales en ExxonMobil, recuerda que la compañía petrolera, una de las más importantes del mundo, “apoya el acuerdo Exxon_Mobil_Logo.svgde París como un marco eficaz para responder a los riesgos del cambio climático”.

“Creemos que Estados Unidos está en una buena posición para ser competitivo en el marco del acuerdo de París, con abundantes recursos bajos en carbono, como el gas natural, y empresas privadas innovadoras, incluso en los sectores del petróleo, el gas y la petroquímica”, señala.

En Estados Unidos, por otra parte, las organizaciones de la sociedad civil defensoras del medioambiente, aseguran que responderán a este decreto en los tribunales. Este movimiento ha convocado a masivas concentraciones esta primavera.

Resulta claro que para revertir las decisiones del Gobierno de Estados Unidos ya no bastan las acciones en el ámbito gubernamental, las cuales tienen un efecto importante pero limitado. Se hace necesario sumar la acción multifacética de los actores no estatales: empresas, organizaciones no gubernamentales, propietarios de bosques, comunidades indígenas, organizaciones comunitarias, promoviendo iniciativas exitosas para reducir la emisión de los gases de efecto invernadero (GEI), creando conciencia mediante el método de “aprender haciendo”.

Es la hora de potenciar la participación de los actores no estatales, estableciendo diversas formas de alianzas, negocios conjuntos y acuerdos mutuamente beneficiosos, dirigidos a fortalecer la lucha contra el cambio climático. Y sobre esta base, definir un nuevo marco de coordinación con las entidades gubernamentales.

Centroamérica: perspectiva climática marzo – abril 2016

marzo 4, 2016

Francisco Rivas Rivas.
apronad@gmail.com
https://www.facebook.com/apronadpanama/

El 15 de febrero 2016 el Foro del Clima (Comité Regional de Recursos Hidráulicos Sistema de la Integración Centroamericana), revisó la evolución de la lluvia en diciembre 2015 y enero 2016, en los cuales se observaron lluvias menores a lo normal en Yucatán, Petén, sur de Belize, Región Caribe y Central de Nicaragua, y casi todo el territorio de Panamá; y mayores a lo normal en El Caribe Norte Hondureño, costa Caribe de Costa Rica y Bocas del Toro en Panamá.

Evolución de las condiciones atmosféricas y oceánicas durante los meses de diciembre 2015 y enero 2016.

El Foro analizó la evolución de las condiciones atmosféricas y oceánicas durante los meses de diciembre 2015 y enero 2016 y notando que:

1. El evento “El Niño” actual alcanzó su máximo, entró en la fase de debilitamiento y se prevé que llegue a condiciones neutras en el primer semestre del año, pero que aun así, durante marzo y abril continuarán las temperaturas más cálidas que lo normal en el Pacifico Tropical.

2. Desde enero la Oscilación Artica, se encuentra en fase negativa de moderada a fuerte intensidad, factor que influencia la llegada de empujes fríos a Centroamérica y el Caribe y que se prevee se mantenga en esa fase hasta marzo.

3. La Oscilación Decadal del Pacífico (PDO) se encuentra en fase positiva, condición que se asocia con mayor intensidad, duración y frecuencia de vientos “Nortes” en Centroamérica.

Asimismo, tomando en cuenta las estimaciones de varios grupos de modelos regionales y estimaciones estadísticas a nivel nacional, emitió la siguiente perspectiva climática para marzo-abril 2016:

  • Lluvias bajo lo normal en Yucatán, el Caribe de Nicaragua, parte central de Honduras y El Salvador.
  • Lluvias en el rango normal en Sur de México, Belize y Caribe hondureño.
  • Lluvias sobre lo normal en Cuba República Dominicana, parte Noroeste de Yucatán y Caribe de Costa Rica y Panamá.
  • Se estima un inicio de la estación lluviosa irregular, especialmente en el sur de México y norte de Centroamérica, con chubascos en abril pero sin que la estación se establezca sino hasta mayo.

Consideraciones especiales por país.

Belize.

Es probable que el acumulado de lluvia para el período Febrero – Abril esté en la categoria normal.

Costa Rica.

En el bimestre diciembre 2015 – enero 2016, la lluvia en todo el país se ubicó en la categoría normal o bajo lo normal. La Vertiente del Caribe presentó las anomalías negativas más altas lo que ubicó al Indice de Precipitación Estandarizada (SPI) entre – 0,5 y -1.0, que califica como condiciones entre moderamente y anormamente seco.

En cuanto a las temperaturas, fue un periodo muy caliente; en la ciudad Capital se registró la temperatura más alta de un mes diciembre. Entre noviembre y diciembre no llegaron frentes fríos al país, lo cual se debió a la fase positiva imperante de la Oscilación Ártica.

El cambio de fase positiva de la OA a negativa, propició mayor incidencia de empujes fríos; entre el 6 y 12 de febrero dos de ellos afectaron a toda Centroamérica, causando en Costa Rica una sensible baja en las temperaturas, un fuerte temporal del Caribe y “nortes” muy intensos que ocasionaron caída de árboles, rótulos, techos, e incluso se reportó la muerte de una persona.

Se espera que la fase negativa persista en la segunda quincena de febrero y todo el mes de marzo, con lo cual existe el potencial de que la temporada de empujes fríos siga muy activa y por lo tanto una alta posibilidad de que retornen condiciones más lluviosas que las normales a la Vertiente del Caribe.

A partir de la segunda quincena de marzo en el Valle Central, la Vertiente del Pacífico y la Zona Norte, es muy probable que se presenten temperaturas extremadamente altas para el período, por la remanencia todavía de las condiciones de “El Niño”.

El Salvador.

De diciembre a febrero en promedio llovió seis milímetros, una cantidad inferior a los 29mm que es el promedio nacional para ese período. En marzo las lluvias podrían ser también inferiores al promedio de 13mm del mencionado mes.

La temperatura media de los meses de diciembre y enero ha sido arriba del promedio. Es bastante probable que esta tendencia persista en marzo y abril, por la remanencia todavía de las condiciones de “El Niño”.

Guatemala.

La temporada fría inició tarde, no se descarta que en lo que resta del mes de febrero y marzo se pueda presentar el acercamiento de 3 a 5 frentes fríos, favoreciendo algunas lluvias en regiones del Norte y Caribe.

Bajo la influencia de estos sistemas, el viento norte tiende a intensificarse superando en algunos lugares los 60 km/hora.

En cuanto a temperaturas frías se continuarán presentando en horas de la noche y madrugada, tomando en cuenta la poca humedad en los suelos y la amplitud térmica que pueda presentarse durante el día.

Por la influencia “El Niño” aún persistente, se esperan temperaturas altas en la mayor parte del país. La poca humedad existente en los suelos y las altas temperaturas aumentarán el riesgo de incendios forestales.

La baja humedad en el suelo, la baja nubosidad y la abundante radiación terrestre son factores que favorecen para que se presente heladas meteorológicas en las zonas altas del Altiplano Central y Occidental de Guatemala.

En la meseta central puede presentarse un incremento en la velocidad del viento asociado a sistemas de Alta Presión, los vientos pueden oscilar entre los 60 a 70 Km/h en la meseta central, en la Boca Costa o lugares donde se canaliza el viento por la influencia de montañas, estas velocidades pueden ser superadas.

En regiones del Centro y Sur del país en época seca durante estos meses, las lluvias que se podrían presentar, son consideradas dentro de las normales climáticas; sin embargo, no se descartan algunos eventos aislados de lluvias que podrían superar estos valores.

Honduras.

En marzo podrían registrarse aumentos de lluvia hasta de un 60% sobre la media en la zona Caribe, mientras que por la influencia remanente de El Niño se espera que las condiciones secas se mantengan en la parte central del país.

Las temperaturas podrían presentar un incremento de 2 grados centígrados el cual sumado a la poca precipitación esperada en la zona central aumentará la evapotranspiración reduciendo la humedad del suelo creando condiciones propicias para los incendios forestales.

Se prevé un posible inicio irregular de la estación lluviosa en mayo.

Nicaragua.

Es probable que el mes de febrero siga la tendencia de diciembre y enero con acumulados por debajo de la norma histórica en los sectores orientales de las regiones Norte, Central y las Regiones Autónomas del Caribe Nicaragüense y el resto del país con un comportamiento normal. El mes de marzo es probable presente un comportamiento normal de precipitación en la Región del Pacífico, Región Norte y RACN; mientras que en la Región Central y la RACS es probable se observen acumulados de lluvia por debajo de la norma histórica.

Los mayores acumulados del mes de marzo probablemente oscilen entre 50 y 100 mm en el sector este de la RACN y RACS; en los sectores orientales de la Región Norte y Central los acumulados oscilaran entre 10 y 50 mm; en la Región Pacífico y los sectores occidentales de la Región Norte y Central los rangos de lluvia serán menores a 10 mm.

Panamá.

Tendencia lluvias arriba de lo normal en Chiriquí y la península de Azuero y bajo lo normal en el Caribe Oriental y cuenca del Canal.

República Dominicana.

Se estima que con la disiminución de la intensidad de El Niño de manera gradual, podría esperarse algunos episodios húmedos en marzo, que es considerado normalmente el mes más seco.

México

En marzo se esperan lluvias por arriba de lo normal en la mayor parte del país, mientras que en regiones de Veracruz, Tabasco y Oaxaca se esperan condiciones por debajo de lo normal. En el norte y oriente de la Península de Yucatán se esperan condiciones normales.”

El documento completo se puede descargar en esta dirección Sintesis Perspectiva Climática

Cop21: las tareas pendientes de Panamá

noviembre 28, 2015

Francisco Rivas Rivas.
apronad@gmail.com
https://www.facebook.com/apronadpanama/

Resumen.

El Gobierno de Panamá ha tomado en serio la participación en la Cumbre sobre Cambio Climático a realizarse en Paris, Francia (COP21), en 215. Se espera que esta Cumbre defina un compromiso vinculante y definitivo para la reducción de los gases de efecto invernadero a partir del año 2020, incluidas las grandes potencias. Recordemos que hasta esa fecha durará el aplazamiento que, desde la COP de Copenhague, se hizo al Protocolo de Kyoto, el cual marcaba un recorte en las emisiones de CO 2 del 15 % para los países firmantes con respecto a lo emitido en 1990.

El esfuerzo de Panamá para contribuir a alcanzar los compromisos en la COP21 es remarcable por dos situaciones: su economía es de comercio y servicios, por lo cual las preocupaciones ambientales carecen del peso específico de las “economías reales”; además, el tamaño de su economía y población no inciden en forma significativa en el cambio climático global.

A pesar de lo señalado, Panamá muestra retrasos significativos en el cumplimiento de Convenios internacionales relacionados directa o indirectamente con el Cambio Climático.

Pendiente la ratificación del Convenio 169, OIT, sobre pueblos indígenas. 

En la República de Panamá existen 7 Pueblos Indígenas: los Ngäbe, los Buglé, los Guna, los Emberá, los Wounaan, los Naso y los Bri-Bri, y 5 Comarcas: Ngäbe-Buglé, Emberá – Wounaan, Guna Yala, Guna de Wargandí y Guna de Madugandí.

Se estima que 285,231 habitantes son indígenas, representando el 10% de la población nacional. Cerca del 50% de la población indígena se ha desplazado hacia tres polos de atracción: el Área Metropolitana de Panamá y Colón; el área fronteriza con Costa Rica (Bocas del Toro, Chiriquí y Veraguas) y áreas del Darién. Esto responde a la deteriorada situación económica y social, pues si el porcentaje nacional de habitantes en situación de pobreza extrema es del 26.5% en la Comarca Kuna de Kuna Yala es 82.4%, en la Comarca Kuna de Wargandí 60.3%, en la Comarca Kuna de Madugandí 63.1%, en la Comarca Emberá – Wounaan 78.6% y la Comarca Ngäbe-Buglé 93.4%.

En el último quinquenio las Comarcas Indígenas han despertado el interés de empresarios nacionales e internacionales, para el desarrollo de grandes proyectos mineros (cobre, oro), hidroeléctricos, infraestructura hotelera, etc., lo cual ha provocado graves conflictos con la población indígena y sus autoridades locales. Las Comarcas se han convertido en reservas naturales que podrían sufrir daños irreparables (deforestación, destrucción de las cuencas hidrográficas), con impactos negativos en el cambio climático.

En 1989 la Organización Internacional del Trabajo (OIT) aprobó el Convenio sobre pueblos indígenas y tribales, 1989 (núm. 169). El Convenio no ha sido ratificado por Panamá, a pesar de distintas gestiones realizadas en la Asamblea Nacional en los últimos años.

El Convenio 169 dispone, como principio general, que los pueblos indígenas tienen derecho «a los recursos naturales existentes en sus tierras», que comprenden el derecho a «participar en la utilización, administración y conservación de dichos recursos».

El Artículo 7 del Convenio núm. 169 dispone específicamente que los pueblos indígenas deberán «participar en la formulación, aplicación y evaluación de los planes y programas de desarrollo nacional y regional susceptibles de afectarles directamente».

Los derechos y preocupaciones de los pueblos indígenas y tribales han cobrado una importancia sin precedentes, ya que se insertan en el debate global sobre derechos humanos, gobernanza, reducción de la pobreza y desarrollo económico, economía social, cambio climático, desarrollo sostenible y protección ambiental.

La delegación panameña, por consiguiente, asiste a la COP21 con una deuda pendiente con los pueblos indígenas.

Retrasos en el cumplimiento del Convenio de Estocolmo: continúa la incineración de los residuos sólidos en el ámbito nacional.

Panamá participó en la Conferencia de Plenipotenciarios para el Convenio de Estocolmo Sobre Contaminantes Orgánicos Persistentes (COPs), realizada en Estocolmo, del 22 al 23 de mayo de 2001; la Asamblea Nacional lo ratificó mediante la Ley No. 3 del 20 de enero de 20031, adquiriendo todas sus obligaciones y derechos, y entró en vigor el 17 de mayo de 2004.

El Convenio de Estocolmo se corresponde plenamente con la Ley General del Ambiente de Panamá, contiene disposiciones fundamentales en cuanto a la responsabilidad del Estado de normar, vigilar, controlar y regular todo lo relacionado con la salud humana y con la gestión de desechos y sustancias potencialmente peligrosas.

El manejo inadecuado de los residuos sólidos, con la práctica generalizada de la incineración de residuos a cielo abierto, continúa generando más del 80% de las dioxinas y furanos.

fotoquema

Otros retrasos, relacionados con el Convenio de Estocolmo, se relacionan con las disposiciones relacionadas con los PCB (bifenilos policlorados) y los plaguicidas COPs:

No existe prohibición de importación de equipos eléctricos con contenido de PCB (bifenilos policlorados) superior a los 50 ppm.

Las empresas de distribución eléctrica se encuentran realizando las tareas de identificar, etiquetar y retirar de uso equipos contaminados con PCB, como parte de una gestión ambientalmente racional (Producción Más Limpia). Sin embargo, no se tiene la certeza de que alcancen la meta de eliminar los PCBs en 2025, tampoco se alcanzó la meta de una gestión integral en la totalidad de sus equipos contaminados con PCBs superior a 0.005% en 2008.

Entidades gubernamentales y privadas no han desarrollado ninguna medida para la eliminación de los PCBs. Bajo las condiciones actuales es completamente improbable que estos sectores logren las metas establecidas para 2025.

No se ha logrado exigir la utilización de materiales, productos y procesos sustitutivos o modificados para evitar la formación y liberación de COPs en las nuevas construcciones.

Retrasos en la aplicación de Técnicas de Manejo Forestal Sostenible.

La superficie boscosa total de Panamá representa 46,800 Km2 (61.9%). El resto, 28,717 Km2 (38.1%) ha sido intervenidos y ya no cuentan con bosques.

De continuar esta tendencia, según las estimaciones de Miambiente, la cobertura boscosa de Panamá habría pasado del 87.7% en 1903 a 32.1. % en 2035, como se observa en el siguiente Gráfico:DeforestacionPty

Con el propósito de hacer frente a este problema el Gobierno Nacional impulsa el Programa la “Alianza por el Millón de Hectáreas Reforestadas”, para recuperar las áreas degradadas en el país especialmente en áreas protegidas y cuencas críticas.

Los objetivos del Programa indicado son:

  • Mejorar la regulación hidrológica para enfrentar los cambios del clima, lo cual se manifestará con sequías más largas y lluvias más intensas.
  • Promover la reforestación con especies nativas.
  • Fortalecer la economía rural del país mediante el desarrollo de una actividad sostenible.
  • Mejorar la calidad del agua de los ríos al evitar la sedimentación.

Sin embargo, no se ha contemplado la aplicación de criterios para un manejo sostenible de los bosques:

  • Los sistemas de manejo deberán promover el desarrollo y la adopción de métodos no químicos para el manejo de las plagas, para no dañar el medio ambiente. Se prohibirán los pesticidas clasificados como de Tipos 1A y 1B por la Organización Mundial de la Salud (OMS); los pesticidas de hidrocarburos, y aquellos compuestos de cloro; pesticidas que son persistentes, tóxicos o cuyos derivados se mantienen biológicamente activos y se acumulan en la cadena alimenticia más allá del uso deseado; y cualquier pesticida prohibido por acuerdos internacionales..
  • Químicos, contenedores, desperdicios inorgánicos, líquidos y sólidos, incluyendo combustibles y lubricantes, deberán ser desechados de una manera ambientalmente apropiada en lugares fuera del sitio de trabajo.
  • Los desechos químicos, envases, desperdicios sólidos y líquidos producidos ya sea en las operaciones forestales o sitios de procesamiento, deberán ser eliminados de una manera ambientalmente sana y legal.
  • Definir e implementar los protocolos para el almacenamiento y uso adecuado de los productos químicos y los equipos utilizados, así como para el manejo de los desechos producidos durante la operación.

Resumen.

Panamá se ha comprometido a cumplir con los acuerdos y compromisos  que se deriven de la COP21 de París, Esto obligará a todos los sectores (gobierno, municipalidades organizaciones comunitarias, ONGs, empresarios) a establecer un acuerdo nacional.

El ámbito de aplicación/implementación del marco jurídico es reducido. Esto es atribuible a varios factores: a) los constantes cambios del personal técnico encargado de asumir el control y comando de las acciones, como resultado de los cambios de administración gubernamental cada 5 años; b) la débil coordinación interinstitucional; c) personal técnico que carece de los recursos presupuestarios y logísticos necesarios para realizar sus tareas; d) resistencia de los interesados directos a aceptar y participar de las medidas de implementación de los Convenios y Leyes; y e) escaso o ningún conocimiento de los grupos vulnerables en situación de riesgo acerca de la normativa que los protege.

Otros factores limitantes sobre la aplicación de la normativa en materia ambiental son: a) la responsabilidad ambiental se define como la compensación/reparación del daño causado o los perjuicios inferidos a consecuencia de actos u omisiones que ocasionen afectación ambiental. No se aplica el principio de precaución; b) la protección del ambiente y los recursos naturales tradicionalmente se ha concebido como una función de la administración pública, lo cual es una manifestación jurídica de la externalización de los costos ambientales; y c) la legislación ambiental continúa siendo de naturaleza predominantemente administrativa.

La arraigada cultura nacional (no únicamente empresarial) de externalización de costos ambientales se constituye en un factor limitante para implementar las medidas que se deriven del COP21, París y al mismo tiempo uno de los principales retos. Esta situación puede enfrentarse en el marco de alianzas estratégicas.

 

SAVIM: RESILIENCIA FRENTE AL CAMBIO CLIMATICO EN AZUERO

noviembre 13, 2015

Francisco Rivas Rivas.
apronad@gmail.com
https://www.facebook.com/apronadpanama/

Contexto: Arco Seco y Cambio Climático.

Para entender la importancia de las actividades que desarrolla SAVIM (las siglas de “Sembremos un Árbol, Vivamos Mejor”), se hace necesario explicar brevemente los conceptos de “Arco Seco”, “Región de Azuero”, “Cuenca del Río La Villa” y “Subcuenca del Río Estivaná”.

La Región del Arco Seco la componen las provincias del área central del istmo de Panamá: Coclé, Herrera, Los Santos y Veraguas. En esta Región se localizan 10 Cuencas Hidrográficas como se observa a continuación:

CuencasArcoSecoPty

CuencasHidrograficas_ArcoSecoPty

Se encuentran tres (3) tipos de clima, los cuales son clima tropical muy húmedo, clima tropical de sabana y clima tropical húmedo con influencia del monzón (régimen de vientos, fig.1). Los primeros dos tipos son predominantes y se distribuyen en las provincias de Veraguas, Herrera, Los Santos y Coclé, mientras que el último, se limita a una pequeña franja de las partes nortes (altas) de las cuencas San Pablo y Santa María.

El Arco Seco se caracteriza por una gran variabilidad climática natural, la cual consiste en pronunciadas temporadas de sequía y escasez de lluvia incluso en periodos que en otras regiones del país están en la temporada lluviosa.

La Cuenca Hidrográfica del Río La Villa se localiza en la vertiente del Pacífico, en la Península de Azuero, entre las coordenadas geográficas 7º 30´ y 8º 00´ de latitud norte y 80º 12´ y 80º 50´ de longitud oeste, y cubre el 57.39% de la provincia de Herrera y un 42.61% de la provincia de Los Santos. Su forma es alargada y bastante ancha en la parte alta y más angosta a medida que se aproxima al océano Pacífico.

Tiene un área de drenaje de 1,295.45 km2 y una elevación media de 135 msnm. El punto más alto de la cuenca es el Cerro Cacarañado, ubicado al suroeste de la cuenca, con una elevación de 957 msnm, el cual es el límite entre las provincias de Herrera y Los Santos. Su río principal, La Villa, tiene una longitud de 125 kilómetros.

El Río La Villa abastece a 4 potabilizadoras que sirven a 118,903 habitantes en Herrera y 100,058 en Los Santos según datos del IDAAN correspondientes al año 2012. En ese período el IDAAN distribuyó (millones de galones), 3,583.0 en la provincia de Herrera y 3,583.0 en la provincia de Los Santos.

La Cuenca del Río La Villa se estructura en 9 Subcuencas: Quebrada Grande, Qebrada Pesé – Río La Villa, Quebrada Piedras – Río La Villa (alto), Quebrada Salitre – Río La Villa (medio), Río El Gato, Río Esquiguita, Río Estivaná, Río Tebarito y Río La Villa (bajo).

CuencaySubcuencasRioLaVilla

La Subcuenca del Río Estivaná es el principal afluente del Río La Villa, cuenta con una superficie de 296.1 Km² y el caudal medio de la fuente es de 7.8 m³/seg. La subcuenca enfrenta dos situaciones: 1) la variabilidad climática natural como consecuencia del “Arco Seco”; y 2) las acciones depredadoras provenientes de un modelo de producción insostenible que contribuyen al Cambio Climático. La subcuenca se caracteriza por la escasa nubosidad, la radiación solar intensa, suelos extremadamente secos ausentes de humedad, brisas veraniegas y fuentes naturales de agua agotadas.

Posee un bajo nivel de recarga hídrica y actividades agropecuarias mal manejadas, de naturaleza extensiva. La deforestación continúa en pro de la ampliación de una frontera agropecuaria no sustentable, lo que ocasiona erosión, degradación y desertificación de suelos.

Además, el vertido de residuos líquidos y sólidos de la actividad porcina y lecherías directamente en el río Estivaná y otros afluentes del río La Villa, sin tratamiento previo, produce contaminación y mala calidad de las aguas.

El Grupo Ecológico SAVIM (Sembremos un Árbol, Vivamos Mejor).

SAVIM surgió hace 10 años como una iniciativa de 5 familias dedicadas a la pequeña producción agropecuaria, interesados en hacerle frente al problema de la acelerada deforestación que caracteriza en general a las comunidades santeñas. Se localiza en la Comunidad El Calabazo, Corregimiento de Las Palmas, Distrito de Macaracas, Provincia de Los Santos. SAVIM también ha incursionado en el reciclaje de basuras plásticas.

En 10 años de existencia ha plantado y vendido miles de plantones frutales y forestales. Recientemente, en plena sequía, en el mes de agosto de 2015, SAVIM logró vender 3,000 plantones a MIAMBIENTE, demostrando una gran capacidad de resiliencia frente al cambio climático que asola la región. A continuación presentamos una vista del Vivero Forestal Comunitario propiedad de SAVIM:

Vivero1SAVIM

ProduccionplantasCal (4)

ProduccionplantasCal (2)

A continuación veremos el tipo de plantas que se producen en el Vivero Forestal Comunitario de SAVIM (2014):

PlantacionSAVIM

En 2015 SAVIM realizó un ejercicio de planificación estratégica, con los siguientes resultados:

Visión.
“En el año 2020 en el corregimiento de Las Palmas de Macaracas se ha mejorado sustancialmente la situación ambiental producto del cumplimiento de las leyes por parte de las instituciones y la comunidad”.

Misión
“SAVIM, Grupo Ecológico apoya al corregimiento de Las Palmas en la realización de acciones que contribuyen al mejoramiento ambiental a partir de capacitaciones, jornadas de reforestación, limpieza, reciclaje y comercialización de productos, elevando así la calidad de vida de todos”.

Problema comunitario principal.
El problema central identificado se centra en la carencia de vías de acceso adecuadas, electrificación, bus colegial que movilice a los estudiantes que van a los diferentes centros educativos de la provincia, áreas de recreación para el sano esparcimiento, falta de empleo y la carencia de un sitio apropiado para vender la producción (mercado),

Objetivos específicos.

El Grupo Ecológico SAVIM se ha planteado como objetivos:

  • Establecer viveros para la reforestación de áreas con poca cobertura boscosa.
  • Establecer viveros con fines de paisajismo.
  • Promover y desarrollar viveros forestales con el objetivo de rescatar la vegetación de la comunidad y proteger las fuentes de agua.

El Proyecto Silvopastoril.
Luego de 10 años de acciones fructíferas, SAVIM se ha propuesto impulsar el Proyecto: “Establecimiento de un Sistema Silvopastoril en la Comunidad de El Calabazo, Provincia de Los Santos”. El Proyecto contribuye a la conservación de las Cuencas Media y Alta del rio La Villa en la provincia de Los Santos, las cuales se caracterizan por condiciones topográficas quebradas y onduladas con fuertes pendientes, y cuya fuente de ingreso principal para sus habitantes es la ganadería. Esta zona esta demarcada en puntos clave para área de recarga hídrica.

Para la implementación del Proyecto, SAVIM ha identificado 25 hectáreas de fincas cuyos propietarios forman parte del Grupo y que han aceptado incorporar el sistema silvopastoril. Además, se cuenta con mano de obra de cinco hombres y cinco mujeres, que laboran con facilidad en actividades de producción de plantas, y plantaciones forestales, de manera que para efectos de la incorporación de los componentes forestales y la siembra de los pastos mejorados, no se requiere la contratación de otra mano de obra; lo cual incorporarán como contrapartida.

Un aspecto de especial importancia será el uso de herbicidas para la eliminación de las malezas y pastos ajenos al que será incorporado, mezclándolos con un adherente, para evitar que el herbicida sea lavado con facilidad hacia otras partes ajenas al follaje al cual fue aplicado.

Los objetivos específicos del Proyecto son:

  1. Mejorar las fuentes de forrajes y, en general, las fuentes proteicas para el ganado.
  2. Incorporar el componente forestal a las fincas.
  3. Mejorar los caudales de las fuentes superficiales.
  4. Permitir la regeneración natural en las partes altas de las fincas.
  5. Mejorar el bosque de galerías de las fuentes superficiales.

Se estima que el costo del Proyecto es de $ 36,786.87, con un aporte propio de SAVIM de $ 15,237.50. Ahora se encuentran realizando gestiones para completar los $ 20,237.50 restantes.

La resiliencia frente al cambio climático.

Se ha definido la resiliencia como la “capacidad de un sistema social o ecológico para absorber una alteración sin perder su estructura básica, sus modos de funcionamiento, su capacidad de auto organización, ni su capacidad de adaptación al estrés y al cambio”. Las comunidades santeñas han enfrentado dramáticas condiciones adversas como consecuencia del cambio climático.
Propietarios de pequeñas explotaciones agropecuarias en la comunidad de El Calabazo, han decidido por su propia iniciativa, y con un escaso apoyo gubernamental y de otro tipo, impulsar la reforestación y ahora el establecimiento de sistemas silvo pastoriles.

En momentos en que sobran los discursos para mitigar los efectos del cambio climático, tal vez estas pequeñas iniciativas comunitarias logren el apoyo que se merece.

A %d blogueros les gusta esto: